Academia de Ciencias Luventicus

Corrientes cosmológicas

El mundo
como copia

La materia ha sido ordenada por un dios (Demiurgo) tomando como modelo o arquetipo a las "ideas eternas". El mundo existe desde siempre y para siempre y las cosas que en él se encuentran son lo que son en la medida en que se asemejan a las ideas, de las que son meras copias. 

Platón

Creacionismo

El Universo no tiene en sí mismo la razón de su existencia, es contingente, y recibe el ser de "El que es". Sólo Dios, que es el Ser, puede dar el ser al mundo a partir de la nada (ex nihilo).

Agustín de Hipona

Tomás de Aquino

Geocentrismo

El Universo se divide en dos regiones: la sublunar, ubicada en el centro del Universo, en la que el movimiento comienza y termina; y la supralunar o celeste, donde el movimiento es circular, uniforme y eterno.

Aristóteles

Ptolomeo

Heliocentrismo

El Sol se halla en el centro y la Tierra, como los demás planetas, gira a su alrededor en una órbita que primero se pensó era circular hasta que Kepler demostró que era elíptica. A partir de esta idea Galileo refutó la división aristotélica entre la región sublunar y la celeste, lo que permitió plantear la unidad entre la física y la astronomía, regidas ambas por las mismas leyes.

Nicolás Copérnico

Galileo Galilei

Johannes Kepler

Cosmología newtoniana

El Universo, que es infinito, se rige uniformemente en todos sus puntos por las mismas leyes (de la inercia y de la gravedad). El mundo es una máquina puesta en funcionamiento por Dios y sostenida por su presencia.

Isaac Newton

Mecanicismo

El Universo es una inmensa máquina que puede ser entendida en base a los modelos de la Mecánica, que nos permiten interpretarla en base a las nociones de materia y movimiento local

Renato Descartes

Nicolas Malebranche

Recomienda esta página a un(a) amigo(a)

desde Rosario, ciudad cultural argentina

política de privacidad