Academia de Ciencias Luventicus

ARISTÓTELES

Aristóteles es, junto a Tomás de Aquino, uno de los máximos representantes del realismo, postura equidistante del idealismo y el empirismo gnoseológicos.

Por un lado, su teoría del conocimiento es distinta del idealismo platónico —cree que todo conocimiento comienza con la experiencia— y del idealismo kantiano —afirma que el objeto de conocimiento es la substancia, la cosa en sí—. Por otro lado, su postura es distinta del empirismo —cree que, gracias a la acción del intelecto agente, podemos conocer no sólo los accidentes sino también las formas universales presentes en las cosas particulares—.

A continuación se presenta un esquema del proceso de conocimiento tal como lo entiendía Aristóteles, acompañado de una breve descripción de los elementos que lo componen.

Substancia: el objeto de conocimiento es la substancia (la cosa en sí) compuesta de materia (particular) y forma (universal). El conocimiento, entonces, no es una construcción apriorística de la razón sino el fruto del esfuerzo conjunto de los sentidos y el entendimiento que, partiendo de la realidad particular, se elevan mediante la abstracción hasta la captación de lo universal presente ya en la realidad misma.

Sentidos: todo conocimiento comienza con la percepción sensible. Sin representaciones sensibles el alma no puede pensar. Si carecemos de un sentido, careceremos de también de los conocimientos correspondientes. Según Aristóteles: “Un ciego de nacimiento no tiene conocimiento de los colores.”

Sentido común: los sentidos brindan una multiplicidad de sensaciones particulares. El sentido común unifica estas percepciones para que puedan ser captadas por la fantasía o imaginación.

Imaginación: la fantasía elabora una imagen del objeto conocido que conserva todavía su particularidad.

Intelecto activo: a las imágenes de la fantasía el intelecto activo las despoja de todo rasgo particular captando la idea universal que ellas tienen en potencia. Justamente por estar en acto de conocer es que el intelecto agente puede actualizar dicha potencia.

Intelecto pasivo: mientras la facultad sensible capta los aspectos sensibles de las cosas, el intelecto pasivo tiene la capacidad de captar los aspectos inteligibles que imprime en él el intelecto activo.

Lectura recomendada
Actas - Supl. JJL - Vol. I - No. 3
Artículo Central: Gnoselogía
El proceso del conocimiento consta de cinco etapas: una en que el ser humano, en actitud pasiva, asocia entes a nivel de los sentidos, y cuatro acciones ("sentio", "conglobo", "speculo", "congrego") que, dos a dos, desembocan en definiciones. El proceso del conocimiento, objeto de estudio de la gnoselogía, consiste entonces en percepción y definición. La teoría presentada aquí toma varios elementos de la de René Descartes.
Busca Aristóteles en nuestro índice.
 
Recomienda esta página a un(a) amigo(a)

desde Rosario, ciudad cultural argentina

política de privacidad

getCITED

base de datos de autores, artículos, publicaciones e instituciones

Anuncios Luventicus

Paseos por Roma
y sus alredodores
www.niccolomaffeo.es

Mapa de Italia
Venecia, Florencia, Palermo, Nápoles, Roma, Cágliari, Turín, Bolonia, Génova, Verona
www.luventicus.org

Turismo en
Perú

Machu Picchu, Cuzco, Arequipa, Callejón de las Huaylas
www.luventicus.org

Mapa de Francia
París, Borgoña, Isla de Francia, Costa Azul, Alsacia, Lorena, País del Loira
www.luventicus.org

LS